La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.

Compartir en redes sociales

 

¿Cómo nos dejamos engatusar por una persona tóxica?

 

Todos en algún momento u otro de nuestra vida “hemos sido atrapados” en las garras de una persona tóxica.

Al principio no es tan fácil darte cuenta ya que como comentamos en el post de la semana pasada cualquiera puede ser una persona tóxica. Puede ser un familiar, un vecino, un amigo o hasta nuestra propia esposa o esposo. O un hijo o un primo. La toxicidad no conoce fronteras.

No obstante a continuación enumero y explico algunas de las situaciones más usuales y seguramente te veras identificado en una o más de ellas.

Todos pasamos en algún momento de nuestras vidas por periodos vulnerables. Puede ser un cambio de trabajo o un cambio de ciudad. O un divorcio, separación etc y estamos “con las barreras bajadas”. Sin defensas. En ese momento pueden entrar personas toxicas en tu vida y agarrarte a ellas y ellas por supuesto a ti.

De lo anterior comentar que las personas toxicas son al principio, y cuando digo al principio es al principio encantadoras.

Además saben como manipular y al principio te dicen EXACTAMENTE AQUELLO QUE QUIERES OIR.

 

La llamada capacidad de aceptación o el querer agradar a todos a toda costa. Tanto ellos como tu a ellos.

El típico dicho que yo llamo “quien quiere ser todo para todos es nada para nadie. Pero aunque no seamos nada para nadie queremos ser de todos. No se puede caer bien a todo el mundo y muchas personas quieren comprar “su aprobación”. Eso no nos lleva a ningún sitio o al menos a ningún sitio bueno.  De esa manera “entran y continúan” los tóxicos ya que no nos atrevemos a decirles nada por temor a que pensaran , por temor a no tener su aprobación o por el que dirán.

Y ahora la pregunta del millón. ¿Cómo podemos “lidiar con una persona tóxica”

Muy buena pregunta amig@ mi@. Una vez reconocida, ya le hemos puesto cara y nombre, y aunque nos costase al principio ya que puede estar “disfrazada de pariente, amigo, etc” y la emoción, el afecto, cariño nos hiciera no verlas al principio podemos utilizar las siguientes estrategias.

 

Son personas que no es que vean el vaso medio lleno o medio vacío. Simplemente no ven ni el vaso. Son siempre muy negativos y el estar con ellos es muy cansado. Es normal que alguna que otra vez veamos las cosas bajo un prisa algo más negativo. Ya lo decía el gran Boecio. La vida es como una rueda. A veces arriba a veces abajo.

Estos chiquillos tóxicos siempre ven lo negativo. Viven “en el lado oscuro de la vida”, parodiando a la guerra de las galaxias.

Eso hace que el estar con ellos sea un autentico suplicio.

Son personas que solo tienen problemas y te los acaban contando. Sin embargo cuando tu los tienes y se los quieres contar casi con toda probabilidad seas tu el que acabe escuchando los suyos.

Son la típica clase de personas que te dicen “voy a decirte una cosa pero no vayas a molestarte”. Si es asi te vas a molestar seguro. Seguro pero seguro que si. Te machacaran hasta el infinito. No verán las cosas buenas. Solo lo malo y te lo “lanzaran a la cara”. No importa que le estés enseñando un coche nuevo. Seguro que te dicen el detalle más insignificante que puedas imaginar y te lo dirán.

Recuerdo el caso de un coche que tuve y solo tenía un pequeño arañón en una puerta junto a la cerradura. No me dijo que bonito, que bien esta todo…o esta impecable. Al final de la inspección, pero una muy buena inspección, más que la que me hacían y que yo al final tambien hacia en la marina incluyendo afeitados, hebilla y zapatos caray¡¡¡ Solo me dijo que tenía un arañón en la puerta. De pena vamos.

No importa lo bien que este todo. A sus ojos siempre habrá algo malo.

O sea que además de no tener en cuenta tus sentimientos te sacaran de tus casillas muy pero que muy a menudo.

 

Otra cualidad “magnifica que poseen” es la de la incertidumbre.

Como les cuentes algo que quieras hacer ya sea un viaje o un proyecto de vida o negocio solo te pondrán pegas y te contaran todas las cosas malas que te pueden suceder. Y no veas la cantidad de cosas malas que pueden suceder a los ojos de estos personajes¡¡¡

Otro consejillo es que nunca y cuando digo nunca es nunca discutas con ellos. Te llevaran a su terreno y te acabaran ganando siempre. Mejor no discutir y sobre todo y por ultimo aunque no en último lugar no pienses que van a cambiar.

No les digas como son ya que será peor. Es como cuando le dices a un niño… niño no hagas eso… al final lo hace antes y peor. O si le dices niño no vayas a la cocina que esta mojada¡¡¡ Todavía peor. Es como me decía mi madre cuando chico. Parece que te llama el agua¡¡¡

No van a cambiar. Hazte a la idea.

Lo mejor cambia tú… de amistades peligrosas.

 

 

 

 

 

Directiva de cookies

Este sitio utiliza cookies para el almacenamiento de información en su equipo.

¿Lo acepta?